Acreditamiento del pago por Prevalidación de Pedimentos contra el DTA

pedimentoAnteriormente comentamos en que consiste la prevalidación de pedimentos señalando su fundamento legal, las personas que podrán realizarla y el costo de dicha prevalidación.

Las cantidades pagadas por los servicios de prevalidación electrónica de datos y su IVA correspondiente, podrán ser deducibles y acreditables conforme a las disposiciones fiscales, respectivamente, considerando para tales efectos al pedimento como comprobante fiscal.

Sin embargo, ni la Ley Aduanera ni las Reglas en materia de Comercio Exterior establecen la posibilidad de que las personas acrediten el monto que paguen por los servicios de prevalidación electrónica de datos, contra el Derecho de Trámite Aduanal (DTA) que se liquide por el trámite aduanero de las mercancías amparadas con los pedimentos que se prevaliden.

Lo anterior entendiendo que el DESPACHO ADUANERO como el conjunto de actos o formalidades relativos a la entrada de mercancía al territorio nacional y a su salida del mismo, que deben realizar en la aduana las autoridades aduaneras y los consignatarios, destinatarios, propietarios, poseedores o tenedores en las importaciones y los remitentes en las exportaciones, así como los Agentes o Apoderados aduanales.

La prevalidación electrónica de datos constituye un acto obligatorio a fin de tramitar un pedimento ya que sin ella no podemos “registrar” ni pagar el pedimento en la aduana.

Al considerar a la prevalidación electrónica de datos, un acto que forma parte del despacho aduanero, dicho servicio es parte de los actos y servicios por los cuales se paga el DTA previsto en los artículos 49 y 50 de la Ley Federal de Derechos, por lo que el monto pagado como contraprestación por concepto de dicho servicio, podría disminuirse o acreditarse contra el monto del DTA que se pague en la respectiva operación de comercio exterior.

A este respecto, es importante mencionar que el tercer párrafo del artículo 1 de la LFD, indica que cuando se concesione o autorice que la prestación de un servicio que grava dicha Ley, se proporcione total o parcialmente por los particulares, deberá disminuirse el cobro del derecho que se establece por el mismo en la proporción que represente el servicio concesionado o prestado por un particular respecto del servicio total.

De esta manera, si el artículo 16-A de la Ley Aduanera establece la posibilidad de que particulares presten uno de los servicios que forman parte del despacho aduanero de mercancías, la prevalidación electrónica de datos contenidos en los pedimentos, consideramos que la cantidad que las personas paguen por concepto de contraprestación por el citado servicio de prevalidación a los particulares autorizados, debería disminuirse o acreditarse en contra del DTA que las mismas se encuentran obligadas a pagar, en virtud de que la prevalidación electrónica de datos constituye un acto obligatorio a fin de tramitar un pedimento.

Por último, considero que si el Estado cobra el DTA como consecuencia de la prestación de un servicio público de trámite aduanero, y el servicio de prevalidación electrónica de datos que presta un particular autorizado forma parte del citado trámite, al no permitir la disminución o el acreditamiento de la contraprestación pagada por dicho servicio en contra del DTA, se traduciría en un doble pago por un mismo servicio público.

Es importante mencionar que la propia Ley Aduanera reconoce que la contraprestación que se paga por los servicios prestados por particulares y que forma parte del despacho aduanero (como es el caso del servicio de procesamiento electrónico de datos y servicios relacionados), es acreditable contra el monto del DTA.

El hecho de que no se establezca la posibilidad para los particulares, de acreditar el monto que paguen por concepto de contraprestación por los servicios de prevalidación electrónica de datos, no obstante que se trata de un servicio público concesionado a particulares, resultaría violatorio de lo dispuesto por el artículo 1o. de la Ley Federal de Derechos antes explicado, así como de las garantías de igualdad, seguridad jurídica y equidad tributaria, consagradas en los artículos 1o., 16 y 31, fracción IV, constitucionales y se traduce en un trato desigual para personas que pagan una contraprestación por un servicio público que forma parte del trámite aduanero, lo que implica una violación a nuestras garantías como contribuyentes.

Podemos considerar que existen argumentos para sostener que las empresas que han venido pagando el DTA, así como la contraprestación por concepto de prevalidación electrónica de datos, estarían en posibilidad de solicitar la devolución de la cantidad pagada por concepto de la referida prevalidación, al no haber sido acreditada en contra del DTA pagado ya que existen argumentos suficientes para sostener que las empresas que han importado mercancías originarias de los Estados Unidos de América (EUA) o Canadá, podrían solicitar la devolución de la contraprestación pagada por concepto de prevalidación electrónica de datos, no obstante que no se hubiese pagado cantidad alguna por concepto de DTA, respecto a dichas importaciones.

Como ha quedado señalado, en términos de lo dispuesto por el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), las importaciones de mercancías originarias de los países que suscribieron dicho tratado se encuentran exentas del pago del DTA a partir del 1 de julio de 1999 y, por tanto, no debiera cobrarse contraprestación alguna por concepto de prevalidación electrónica de datos, pues como quedó explicado anteriormente, este servicio es parte del despacho aduanero de mercancías.

Finalmente, si las empresas efectuaron el pago de la contraprestación por el servicio de prevalidación en comento, aun cuando no se encontraban obligadas a pagar el DTA, éstas podrían solicitar la devolución de la cantidad pagada por el servicio de prevalidación.

Socio Director de HP y Asociados, S.C.
Consultor en Comercio Exterior e Instructor certificado del SAT

Twitter LinkedIn 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

2 Responses to “Acreditamiento del pago por Prevalidación de Pedimentos contra el DTA”
  1. Ramiroh says:
  2. Jay Curts says:
Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE