El límite en la tasa del IVA es la pobreza: Herbert Bettinger

Reforma FiscalLa libertad para fijar la tasa de Impuesto Sobre la Renta (ISR) está topada por los niveles de pobreza que vive el país, por lo que difícilmente veremos una tasa de IVA generalizado de 16% en la propuesta de reforma hacendaria que presentará el Ejecutivo los próximos días; se tendrán que establecer diferencias en el cobro de este gravamen, plantea Herbert Bettinger, uno de los fiscalistas más reconocidos en el país.

Argumenta que si bien la Secretaría de Hacienda ha dicho que necesitamos una reforma fiscal incluyente, es precisamente el Impuesto al Valor Agregado (IVA) el que incluye a más sectores de la población, por lo que una posibilidad es una división para los diferentes productos de consumo que en este momento tienen tasa cero, o bien están exentos de este pago.

Así, la tasa cero permanecería sólo para aquellos productos alimenticios que no tengan cambios en su naturaleza, como el caso de la carne, el frijol, las legumbres y el arroz, entre otros.

En otro grupo se encuentran los productos procesados, pero que son de consumo popular, como los chiles, la sardina, el atún o el pan de caja, “que merecen salir de la tasa cero, pero deberían gravarse con un IVA de entre 2 y 4% máximo”.

Después se ubican los productos de más alto consumo, como quesos o helados, a los que bien se podría cobrar IVA, pero esto será muy difícil de determinar y nos podríamos enfrentar a decisiones que incluso se podrían debatir en un tribunal.

Por último, existen aquellos productos de consumo que no son tan demandados, pero que la población utiliza para su alimentación, como saborizantes y que tampoco tendrán una tasa de 16 por ciento.

Luego de este planteamiento, Bettinger admite que se busca incluir al mercado informal que es el que “tiene una economía fuerte”, pero insiste en que no se puede pasar por alto que hay 11 millones de mexicanos en pobreza extrema y 50% de la población vive en pobreza.

ISR, SIN REGÍMENES ESPECIALES

El actual Director de Bettinger Asesores también planteó la necesidad de desaparecer los regímenes especiales, hacia los que se refiere como “un problema grande”, pues bajo las actuales circunstancias económicas no tienen por qué seguir, aunque en algunas áreas sí estarían justificados, como en el caso de los pequeños productores agropecuarios, con ganancias de entre 3 y 5 millones de pesos al año, los cuales sí requieren de un subsidio.

“Pero en el caso del transporte o de los Repecos –Régimen de Pequeños Contribuyentes– no hay ninguna justificación, porque antes el pretexto era que no conocían de material fiscal, pero actualmente la información y asesoría que proporciona el SAT no se justifica”.

En cuanto a las tasa del ISR y las declaraciones del propio Luis Videgaray de que debe pagar más quien gane más, Bettinger advirtió que se debe tener mucho cuidado, porque no basta con gravar arriba de la tasa máxima actual de 30% a quien gane 100,000 pesos, sino gravar en realidad a quien gana millones; sin embargo, hizo un paréntesis para aclarar que en el caso de un impuesto a los dividendos tampoco sería la solución, pues no necesariamente repercutiría en una mayor inversión.

En cuanto al impuesto a las utilidades, manifestó que aplicarlo generaría una contracción en la Bolsa Mexicana de Valores, “porque cuando a los inversionistas extranjeros se les mueve un impuesto de este tipo no es acreditable en sus países”.

Bettinger ha sido uno de los especialistas que más ha hablado sobre la posibilidad de que se elimine el IEPS a las gasolinas, con respecto a lo que confirma que su eliminación tendría un efecto positivo en las finanzas públicas de una sola vez y se diluiría en tres años.

Via | El Economista

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE