Perdiendo el juicio

Perdiendo el juicio

Ok, exagere con el titulo … lo acepto!

Pero ciertamente es la verdad; y es que hoy fui al dentista por una molestia que traia desde la semana pasada (si, toda la bendita semana con este maldito dolor); su diagnostico: extraer las muelas del juicio.

Y es que simplemente las muelas del juicio son los últimos dientes en aparecer, generalmente ocurre cuando la persona tiene entre 16 y 20 años, que es la edad en la que se supone ya tenemos juicio propio.

Como son los últimos en erupcionar la boca no tiene suficiente espacio libre para acomodarlos por lo que los dientes quedan atrapados por otros dientes o por el mismo hueso, debajo del tejido gingival.

Si los dientes quedan retenidos, se produce dolor e hinchazón en la zona … ¡ahora lo sé!

La extracción de estos molares (me senti todo un dentista) puede ser complicada si “vienen acostadas”.

Dicen que duele (porque a mi no me dolio) y simplemente después de la extracción hay que morder una gasa durante 30 o 45 minutos para detener el sangrado y puede haber dolor e inflamación pero me recetaron medicamento para esto.

Asi que si de repente ven que ando medio acelerado o poco coherente ya lo saben … he perdido el juicio.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE