¿Se gravaron las herencias en la Reforma fiscal 2014?

El gravamen sobre herencias, una bandera de la izquierda, ha sido considerado en diferentes ocasiones por los legisladores. Sin embargo, no ha prosperado, tal vez porque no es (todavía) apetitosa para el insaciable aparato gubernamental.

En muchos países el impuesto tiene mucho tiempo, en EEUU por ejemplo, el gravamen llega a ser alrededor del 50%.

“De la muerte y de los impuestos, no te salvas”

Es la frase que en esos países aplica perfectamente, así si durante la vida del contribuyente se pudo diferir o eludir impuestos, al momento en que su patrimonio pase a otras personas, el impuesto ya no se puede evitar.

Típicamente no se grava entre esposos, sino cuando cambian los bienes a otra generación; asimismo se manejan límites exentos.

Reforma Fiscal 2014.

Eliminación de la exención sin límite de precio.

En la reforma, aún en proceso final de aprobación, se elimina la exención total de la ganancia en la venta de la casa habitación en el caso de tenencia igual o mayor a 5 años.

Disminución de la exención limitada.

Para quienes tienen menos de 5 años de tener la propiedad, la exención disminuye de 1,500,000 UDIS ($7.5 mdp) a 700,000 UDIS ($3.5 mdp).

De hecho, ésta es la única exención que a partir de 2014 tiene el contribuyente.

De esta forma, si bien la transmisión de una casa por herencia continúa exenta, al momento en que venda la casa, la exención es muy limitada para las residencias de valor considerable.

El caso más común, es asumiendo que la casa de los padres sería vendida y distribuido el producto de esa venta entre los hijos.

¿La exención, es por persona o por inmueble?

Ya es común la interpretación que la Ley se refiere a personas, por lo tanto, en caso de copropietarios, cada uno aplicaría el monto exento.

Aun así, para quien reciba una casa por herencia con un valor importante, quedaría expuesto a una carga fiscal (para 2014 puede llegar al 35%) por la ganancia fiscal que exceda a la parte exenta.

¿Se pueden deducir costos?

Efectivamente, aunque hay que prorratear entre la porción exenta y gravada, el monto original de la inversión actualizado, disminuyendo la depreciación de la construcción al 5% anual.

Para construcciones y mejoras ( caso aplicable: cuando el autor de la herencia adquirió el terreno y construyó por su cuenta la casa) pueden utilizarse las facturas que amparen esas erogaciones.

¿Aplica avalúo referido?

En reconocimiento a que las personas físicas normalmente no conservan (ni tienen esa obligación) los comprobantes, el Reglamento de la LISR previene que se utilice un avalúo de un perito referido a la fecha en que se terminaron las obras.

El 80% del monto del avalúo más actualización, menos depreciaciones, resultaría en un costo deducible.

Sin embargo esta disposición reglamentaria estaría de hecho en posibilidad de ser revisada y eventualmente eliminada, ya que mantenerla o modificarla, depende solo de la SHCP. Con la reforma 2014, lo más probable es que se emita un nuevo reglamento y la figura podría desaparecer.

¿Se puede hacer algo para prevenir o eliminar el impacto de esta reforma?

Si se vende en 2013, con las disposiciones vigentes, una casa estaría exento hasta por un valor de $ 7.5 mdp aproximadamente.

Por otro lado, si la tenencia igual o mayor a 5 años, el ingreso, en cualquier monto quedaría exento en 2013.

El comprador, persona física o moral, iniciaría el ejercicio 2014 con el costo cubierto por el valor de la operación y así ya no causaría ISR hasta el monto de esa adquisición. Posteriormente al heredarse la casa, si el comprador es persona física, ya se transmite con el costo de adquisición del autor de la herencia.

Si se heredan las acciones en caso de una sociedad, al vender no hay gravamen y llegaría a los herederos el monto íntegro.

No omito comentar que habría que considerar los costos, no de ISR por la exención, pero si de ISAI y gastos notariales, pero que comparado con el ahorro fiscal, pueden ser poco significativos.

Asimismo, si se decide vender a los hijos, es recomendable que se tomen medidas para evitar los efectos riesgos de una copropiedad, aportando simultáneamente la casa a un fideicomiso, por ejemplo.

Contador Publico Certificado
Socio de CAF-SIAC Contadores
Consultor Fiscal Patrimonial Internacional.

Twitter LinkedIn 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE